| |

Letras De Café

Fragmentos para degustar

  El Ilusionista, donde el café se transforma en pensamientos y estimula la vida

Uno nunca sabe qué rumbo tomarán nuestras vidas. Lo cierto es que cuando hay un deseo de superación y confianza en las propias habilidades, cualquier cambio que tome nuestro destino lleva a algo bueno y gratificante.

Ese fue el caso de la creadora de El Ilusionista. Después de 8 años de trabajar en el área de marketing y ventas empezaron a rondarle por la cabeza éstas preguntas que muchos nos hacemos a veces: ¿en dónde me veo dentro de los próximos años? ¿qué me veo haciendo y en relación con el placer o satisfacción de algo que me gusta? Responder esto no es fácil y a ella le tomó dos años para encontrar la respuesta y decidirse a tener un espacio propio para aprender, compartir y especializarse.

Este proyecto no se hizo de un día para otro, todo fue planeado y pensado, hecho con trabajo, dedicación y tiempo. Pero el ingrediente que sin duda no queda fuera y que moviliza a la acción fue el amor.

Fue así que desde hace un año y medio caminó en dirección de lo que le generaba mucha curiosidad y pasión: El café. Fue así como nació El Ilusionista.

El Ilusionista representa a un Ilusionista montado en su bicicleta con su taza de café. Hace referencia a aquellas personas que utilizan su habilidad e  ingenio para transformar cosas y objetos:

“Un cliente, mientras espera su café, lo único que ve al principio es el grano. Pero lentamente comienza el efecto del Ilusionista en el que ese grano se transforma en olor en fragancia que llena rápidamente la nariz estimulando el sentido del olfato. Luego el paladar se despierta al saborear la bebida. El cliente recibe ese grano del cual vio su transformación a una bebida que desde su boca genera pensamientos y de esos pensamientos llega al corazón para estimular la vida. Esa es la magia del café y El Ilusionista es quien lo transforma”.

El Ilusionista está ubicado en  la Colonia Escandón a donde asisten personas de todas las edades. Acuden intelectuales, poetas, directores de cine, amas de casa que asisten con sus hijos o los abuelitos que se reúnen dos veces por semana como un ritual inquebrantable.

En este espacio para convivir se puede encontrar una oferta de cafés especiales y otras bebidas hechas con la misma calidad y dedicación como los tés y el cacao, incluso han desarrollado su propia receta casera de la bebida conocida como Chai.

Para acompañar las bebidas, tienen una amplia variedad de platillos salados y dulces como Tartinas, molletes, chilaquiles, pan campesino, pan dulce artesanal. Todos hechos por comercios independientes y del mismo barrio. Apoyan así la economía local y en el Ilusionista tratan de que el consumidor final comprenda el valor de consumir lo nuestro y lo producido en la región, porque así, se da apoyo a muchas familias en el campo.

Para la creadora de El Ilusionista, el mundo del café ha representado un gran aprendizaje, especialmente en la complejidad de una bebida hecha a base de café y que en el ámbito gastronómico tiene un espacio importante pues permite inventar y crear distintos sabores.

Sin embargo, a lo largo de su experiencia como emprendedora, ha tenido que sufrir lo que muchos empresarios en México: el manejo del recurso humano. En las cafeterías, el manejo y capacitación del personal es todo un tema, y cuesta mucho consolidar un equipo de trabajo pues el nivel de rotación es altísimo.

El Ilusionista pertenece a la AMCCE para poder tener acceso a información actualizada dentro del mundo de café a 360 grados: proveedores, colegas, cursos y talleres.

Visítalos en:

Progreso # 33 Int. local 2, Esquina Carlos B zetina y cerrada de la Paz, Col Escandon I seccion, Miguel Hidalgo, Distrito Federal

Y síguelos en sus redes sociales:

https://www.facebook.com/elilusionistacafe/
https://www.instagram.com/el_ilusionista_cafe/
http://www.elilusionista.mx/

 

 

 



 

Todos los derechos reservados a Asociación Mexicana de Cafés y Cafeterías de Especialidad A.C.